Un informe revela la precaria situación alimentaria en Argentina: 3,4 millones de personas comerían solo una vez al día, aunque Macri dice haber reducido la pobreza.

“3,4 millones de personas, un 7,9 % de la población total, estaría viviendo inseguridad alimentaria, y comiendo una sola vez al día”, dice un reporte del diario español El País publicado el domingo, de acuerdo con datos del Barómetro de la Deuda Social que elabora la Universidad Católica Argentina (UCA).

La hambruna en Argentina, donde se producen alimentos para 400 millones de personas, ha llevado a los sectores más vulnerables a juntarse en grupos para acceder a los alimentos.

En el artículo, escrito por el periodista Alejandro Rebossio, se mencionan testimonios de la ciudad de Campana, al norte de la provincia de Buenos Aires, En el barrio de San Cayetano, los vecinos han abierto seis comedores populares en los últimos tres años, sostenidos con aportes del Estado, organizaciones sociales, la iglesia católica, o particulares.

“Me da impotencia lo que le pasa a Argentina: tenemos todo para estar bien, tierra, agua, pero estamos más pobres”, lamenta Cecilia, vecina de Campana.

El informe hace sonar las alarmas sobre la situación económica de Argentina, donde la “inseguridad alimentaria severa” en 2018 representa la mayor registrada desde 2010, según la UCA.

Diversos colectivos sociales han realizado movilizaciones recientes “contra el hambre y los tarifazos” en todo el país para mostrar su rechazo a las políticas económicas del Gobierno presidido por Mauricio Macri. Este, sin embargo, en su discurso del viernes afirmó haber reducido la pobreza desde que asumió el cargo en diciembre de 2015.

Sobre este problema, Carlos Achetoni, presidente de la Federación Agraria Argentina, precisó: “no tenemos una distribución equitativa de los recursos. Hay una concentración de la riqueza en pocas manos. Hay políticas que deben ser un poquito más regulatorias, tener un Estado virtuoso que esté equilibrando la cadena, porque tenemos un sector productivo que percibe valores por debajo a veces de los costes y, en la otra punta de la cadena, un consumidor que recibe precios abusivos”.

Daniel Menéndez, coordinador nacional de Barrios de Pie, uno de los movimientos sociales que pactaron con el Gobierno de Macri la emergencia social, fue categórico al indicar que “en 2018 se instaló otra vez en Argentina el problema del hambre”.

La situación económica de Argentina se ha deteriorado por las medidas de austeridad impuestas por el Fondo Monetario Internacional (FMI) a cambio de un millonario préstamo para estabilizar índices macroeconómicos como la galopante inflación.

En tanto, una de las mayores encuestadoras argentinas, Poliarquía, ha revelado que el 64 % de personas desaprueba la gestión de Macri.

(Con información de Hispantv)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.