¡Basta de explotar a los trabajadores de confianza de la CFE!

0
368

Oaxaca de Juárez, Oax. a 4 de Marzo 2019

AL PRESIDENTE CONSTITUCIONAL DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS

LIC. ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR

AL PRESIDENTE DE LA COMISIÓN NACIONAL DE LOSDERECHOS HUMANOS

MTRO. LUIS RAÚL GONZÁLEZ PÉREZ

A LA SECRETARÍA DE ENERGÍA

ING. NORMA ROCÍO NAHLE GARCÍA

AL DIRECTOR GENERAL DE CFE

MANUEL BARTLETT DÍAZ

A LA SECRETARIA DEL TRABAJO Y PREVISIÓN SOCIAL

LUISA MARÍA ALCALDE LUJÁN

A LA SECRETARÍA DE LA FUNCIÓN PÚBLICA

DRA. IRMA ERÉNDIRA SANDOVAL BALLESTEROS

A LA OPINIÓN PÚBLICA

A LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN ESTATAL Y NACIONAL

¡Basta de explotar a los trabajadores de confianza de la CFE!

Las y los trabajadores de confianza de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) solicitamos la intervención del Presidente de México, Licenciado Andrés Manuel López Obrador, para que instruya una exhaustiva investigación por hostigamiento laboral en contra del Gerente de la Empresa Suministrador de Servicios Básicos en la División de Distribución Sureste, Ing. Rafael Martínez Bernal, así como de los Superintendentes encargados de los estados de Oaxaca, Chiapas y Tabasco.

También hacemos un urgente llamado al Órgano Interno de Control de la CFE, a la Comisión Nacional de Derechos Humanos, a la Secretaría del Trabajo y Previsión Social y la Secretaría de la Función Pública para que hagan presencia en las oficinas y constaten esta denuncia bajo la reserva del anonimato a fin de no poner en riesgo nuestra relación laboral e integridad física ante las amenazas de nuestros Jefes.

Desde noviembre del año 2017 a la fecha nos obligan a trabajar más de 15 horas de lunes a domingo, entregar información en horas no laborales y citarnos a altas horas de la madrugada para los cortes de servicio, siendo una constante el maltrato verbal por parte de los Jefes contra nosotros, cuando todo esto va en contra de la Ley Federal del Trabajo.

Además, impera el favoritismo y la falta de equidad de género, sumado a la falta de liderazgo de los Superintendentes de las Empresas Suministradoras de Servicios Básicos y Empresas Distribuidoras, las cuales no han proporcionado los Recursos Humanos necesarios y materiales (equipos de oficina y transporte) para un mejor desempeño en las labores.

Las exigencias sabemos que son muchas en la CFE, pero quieren los Jefes maquillar los indicadores, descuidando el aspecto personal de la plantilla laboral de nosotros que somos los trabajadores de confianza, a quienes nos obligan prácticamente hacer mucho con lo poco que tenemos.

Esta explotación laboral es ya insostenible en las oficinas de la CFE Zona Oaxaca, Zona Huajuapan, Zona Tuxtla, Zona Tehuantepec, Zona San Cristóbal, Zona los Ríos, Zona Chontalpa, Zona Huatulco, Zona Tapachula y Zona Villahermosa, donde existen varias compañeras y compañeros de trabajo que están condicionados a laborar más tiempo con la amenaza de sus Jefes de bloquearlos y obstaculizar su desempeño en caso de no hacerlo, soportando las jornadas de trabajo en oficina aparte de problemas familiares a causa de esto.

Hay ocasiones que nos dejan salir a comer, otras veces comemos en los escritorios y en el peor de los casos no probamos alimentos, porque nos exigen la entrega de los reportes a la hora que quieren los Jefes Divisionales y Jefes Zonales, ya que no tienen un horario para solicitar la información, solicitan la información en el momento que se les ocurre, máxime los fines de semana o al momento de terminación de la larga jornada laboral entre semana, en días de descanso, en fines de mes o cuando se realiza la facturación de los servicios de energía eléctrica del sureste del país.

Además de negar permisos para asistir a citas médicas, no se respeta el programa de vacaciones que se realiza de manera anual derivado a que no se tiene el capital humano para sustituir al personal de confianza en vacaciones, estamos controlados por sistemas de CFE en nuestros celulares particulares y equipos de cómputo para trabajar en nuestras casas con la finalidad de tener una respuesta inmediata a la hora que sea y en el momento que se les ocurra.

Nuestros compromisos familiares prácticamente se han suspendido, existe un alto índice de divorcios en las oficinas de CFE, parejas separadas y familias desesperadas porque casi nunca podemos convivir con nuestros seres queridos derivado a que todo el tiempo lo dedicamos a la empresa, se ha perdido la individualidad, en resumen los Jefes han destruido nuestras familias con esta grave explotación laboral.

Queremos puntualizar que las funciones de los trabajadores de confianza de la CFE son expresamente directivas como lo establece el contrato colectivo de trabajo, pero ahora son operativas por la falta de personal en las oficinas, derivado a que nos obligan a ir a cortar servicios de energía eléctrica realizando operativos fallidos como si fuéramos personal de campo arriesgando nuestra integridad física, nos mandan a cobrar adeudos de manera personal, atender las 24 horas los obsoletos CFEmáticos, cubrir actividades de oficinistas cuando estos faltan a laborar y no son sustituidos en sus días de ausencia en el centro de trabajo, entre otras actividades que no corresponden a nuestro perfil, causando todo esto en una pésimo clima laboral.

También existe un grave conflicto de intereses entre las empresas subsidiarias, mismas que no están cumpliendo con los indicadores, lo cual deja entrever las deficiencias que tiene CFE División Sureste para brindar atención a sus clientes en Oaxaca, Chiapas y Tabasco.

Un ejemplo claro son los CFEmáticos que presentan constantes fallas en todas las Zonas antes mencionadas debido a que son máquinas obsoletas, cuyos técnicos hacen maravillas para repararlas ante la falta de piezas de repuesto, además de las constantes quejas de los clientes por falta de atención a sus solicitudes y por cobros indebidos y estratosféricos por fallas en los medidores.

Señor Presidente de la República el personal de confianza de la CFE está cansado, harto, desgastado y enfermo por esta explotación laboral por parte de Rafael Martínez Bernal y los directivos: David Selvas Pérez, Leo Dan Selvas Cruz, Fernando David Arteaga Rodríguez, Adán Mario Aquino Rodríguez, Jesús Arrona Gutiérrez, Carlos Álvarez Núñez, Jaime Santiago Espinosa, Eusebio Gaspar Peralta, Osvaldo Ramírez Mendieta, Heriberto Sánchez Bravo y Pablo Ojeda Cruz.

Al igual que de Rafael Rasgado Toledo, responsable del Departamento de Procesos Comerciales en la División Sureste, Luis Armendáriz Villegas, Jefe del Departamento de División de Atención a Clientes y Osvaldo Osorio Calvo, Jefe del Departamento de Administración y Recursos Humanos Divisional, todos responsables de violar reglamentos, hacer uso indebido de sus facultades, así como de imperar el nepotismo, entre otros atropellos, cometidos en agravio de nosotros por lo que no se están respetando horarios de trabajo, fines de semana, días inhábiles o feriados y vacaciones.

Por ese motivo, los empleados de confianza de la CFE División Sureste solicitamos la intervención del Presidente de la República para que instruya a las autoridades competentes a que abra una inmediata investigación y se sancione este grave atentado a nuestros derechos humanos y laborales que establece la Ley Federal del Trabajo.

También a que se respete el horario laboral en las oficinas de la CFE para que permita tener una sana convivencia tanto en lo familiar e individual, considerando que los seres humanos tenemos el derecho a una vida integral y no esclavizada.

Reiteramos nuestro gran compromiso laboral con CFE, pero rechazamos el hostigamiento laboral que nos ha estresado, enfermado y destrozado nuestro seno familiar además de nuestras garantías individuales, por lo que pedimos medidas cautelares a la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) para garantizar que ningún trabajador de confianza sea despedido o castigado por denunciar la verdad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.