¿ Dónde se encuentra entonces la felicidad ?. En el olvido, no
en la indulgencia del yo. En la huida de los apetitos sensuales,
no en su satisfacción.
Vivimos en un lugar oscuro, cerrado sobre si mismo, una cárcel,
que es todo lo que vemos o sabemos cuando nuestra mirada
se fija siempre hacia abajo.
Para levantarla hacia arriba, y tomar conciencia del universo
amplio, el luminoso exterior. Solo esto es la felicidad.
En su nivel más alto, la felicidad es el éxtasis que los místicos
han descrito inadecuadamente…
En los niveles más simples, es el amor humano, los encantos
y belleza de nuestra querida tierra, sus colores, formas y sonidos,
el encanto de la comprensión y de la risa, y todo otro tipo de
ejercicio de las facultades que poseemos,
. la maravilla del significado
de todo, a ratos vislumbrado, mal explicado, pero siempre presente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor coloque su comentario
Por favor ponga su nombre aquí

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.