El Gobierno español aprobó el viernes un decreto que dará un plazo de cuatro años a los Vehículos de Transporte con Conductor (VTC) para ajustarse a la regulación de las Comunidades Autónomas (CCAA) en esta materia.

“Los VTC tendrán un plazo de 4 años para ajustarse a la regulación autonómica y, por lo tanto, si quieren seguir trabajando en el ámbito urbano tendrán que solicitar la licencia correspondiente”, dijo el ministro de Fomento, José Luis Äbalos en la rueda de prensas semanal tras la reunión del consejo de ministros.

En la actualidad hay casi 11.000 licencias estatales de VTC en España frente a las 65.233 licencias de taxi, aunque la Ley de Transporte aprobada en 2015 estipuló que solo podía haber una licencia VTC por cada 30 licencias de taxi.

Los conductores de VTC, que ofrecen sus servicios a través de plataformas como Uber y Cabify, temen que la transferencia de las competencias a las regiones y ayuntamientos se convierta en un instrumento para reducir el número de licencias VTC.

“Estos cuatro años a algunos les pueden parecer un periodo demasiado corto y a otros demasiado largo”, dijo Ábalos en referencia a los taxistas, que ya se han movilizado varias veces para protestar contra la competencia creciente de Uber y Cabify en las grandes ciudades y exigir la retirada de las licencias VTC que sobrepasen el ratio de 1×30.

Por su parte, miles de conductores de Uber y Cabify tomaron la calle la víspera para protestar contra los planes del Gobierno.

“Lo que estamos haciendo es tratar de habilitar un espacio que permite la convivencia de ambos sectores bajo la misma legislación”, añadió Ábalos en la rueda de prensa.

Vía: Reuters

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor coloque su comentario
Por favor ponga su nombre aquí

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.