Los hombres al final (versión corta.)

0
120

Los hombres al final.

Recientemente en el noveno Congreso sobre la Violencia contra las Mujeres celebrado en Sevilla de forma discriminatoria la ponente Yolanda Domínguez ha pedido a los hombres asistentes que, en base a su sexo y de considerarse feministas, pasasen a sentarse todos al fondo de la sala. Cuando un asistente ha protestado Yolanda Domínguez le ha replicado: “No sabes lo que es el feminismo, punto”. Incluso el sociólogo Erik Pescador ha sentenciado: “No puede haber bandos intermedios. O estás a favor de la igualdad o estás a favor de la violencia”, tratando de culpabilizar a los hombres que no obedecían esta petición improcedente. Finalmente, ante este ejercicio de clara misandria y manipulación el hombre se ha sentado al fondo del auditorio.

Las hembristas y sus aliados carecen de empatía cuando las discriminaciones y desigualdades las sufren los hombres. Pero reivindican al máximo las que sufren las mujeres. Esto se llama adoctrinamiento y hembrismo politizado. Por ejemplo, un hito histórico del sexismo feminista es la huelga exclusiva de mujeres con un 95% de accidentabilidad laboral mortal masculina. Igual que consagrar a la mujer como tema político, constantemente, a partir de informes y análisis realizados con perspectiva ideológica. Por eso pedir a los hombres que se coloquen en la última fila voluntariamente es vejarlos y marginarlos al pedirles que se conviertan en cómplices activos de su propia discriminación. Contrariamente a lo que opina Yolanda Domínguez muchos sí entendemos lo que es el feminismo actual. El feminismo actual es desigualdad y punto. Bien y bravo por los que contestaron y por los que no se levantaron: hicieron lo correcto al plantar cara a la estafa y tiranía violeta.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.