La vida como tal, -somos muchos los que sabemos-
que no admite bromas. Hay que vivir con acierto,
rigor, formalidad, y sentido de la responsabilidad.
 
Para ser sincero diré, que no debemos esperar grandes
cosas de ella, también es cierto, que existen
excepciones que confirman la regla, pero no suelen ser
abundantes…
 
Poder vivir con cierta holgura, entiendo que es bastante
y con mayor motivo, dado los tiempos que corren.
Debemos hacer todo cuanto esté en nuestra mano
para conseguir nuestros logros o metas, pero sin
obsesiones, ya que ésta actitud, no es  nada
recomendable.
Procura desde el día de hoy, amar la vida en cada
momento, así podrás decir: ¡He vivido!!.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor coloque su comentario
Por favor ponga su nombre aquí

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.